Un envio del blog

Sociedad de la información y democracia

Enviado en 18 octubre, 2005 Para 3:00 pm Escrito por en Artículos de opinión

En diciembre próximo, Republica Dominicana participará en la Segunda Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información que se realizara en Túnez. La primera Cumbre tuvo lugar en Suiza en diciembre de 2003. Esta segunda Cumbre constituye un excelente motivo para reforzar el avance de la implementación de esta a nivel nacional.

La comparación actual con los países mas avanzados nos muestra nuestra principal debilidad: a diferencia de ellos, nuestra sociedad de la información aun no entrega, de forma generalizada, sus principales beneficios sociales y políticos a la ciudadanía. También aquí ha todavía desigualdades en espera de ser corregidas. La solución a esta deformación pasa por políticas que aceleren la generalización de sus beneficios y aplicaciones. Es el gran desafío de los próximos años.

El fenómeno de las tecnologías de la información y comunicación se caracteriza por la velocidad de sus procesos y por una asombrosa capacidad de trabajar en tiempo real. La noción tradicional del tiempo ‚para hacer las cosas‚, enfrenta quizás su principal reto. Modifica también nuestra noción de las distancias, acortándolas. Permite, en muy corto plazo, simplificar y modernizar procedimientos y servicios.

Es por esto que cada país crea sus propias modalidades para la implementación de la sociedad de la información, en concordancia con sus necesidades, sus problemas y sus tradiciones culturales. En nuestro caso, el principal desafío es cuidar que esta nueva posibilidad llegue a ser parte de la actividad cotidiana de la mayoría de la población y no un privilegio asociado al ingreso, nivel educacional, género o estatus social. Hay que evitar que se amplíe la brecha digital, la de aquellos que no tienen acceso a esta nueva sociedad. El perfeccionamiento de la democracia, por tanto, se juega ahora también en este ámbito.

La enorme expansión social que ha tenido la telefonía móvil contrasta con las distintas velocidades sociales de la expansión de la Internet. Es la historia de la liebre y la tortuga. La realidad es que la mayoría de los dominicanos no tienen acceso a la Internet, a pesar de los esfuerzos que se han hecho en los últimos años.

Hay que resaltar que se ha producido también el fortalecimiento institucional de las coordinaciones de políticas, incluyendo la interacción del sector privado con el Estado. Precisamente la estrategia e-dominicana, iniciada en el gobierno anterior, persigue la unión de los sectores públicos y privados en la sociedad de la información. En ese tenor, hay que aunar más esfuerzos para dotar al pais de una extensa red de puntos de acceso, o tele centros, integrando a las pequeñas y mico empresas. Un acceso generalizado aseguraría también transparencia, comunicación e interacción entre el Estado y la ciudadanía.

El PRD esta dispuesto a trabajar en la definición de políticas efectivas de desarrollo de la sociedad de la información, pensadas para avances rápidos, para que los dominicanos, sin distinción, tengamos acceso a mejores y más oportunidades de una vida mejor.

El autor es Secretario General del PRD.

respuesta