Un envio del blog

Entrevista a Joseph Thompson

Enviado en 26 febrero, 2006 Para 4:44 pm Escrito por en Entrevistas

Orlando Jorge Mera entrevista esta semana al señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL, con quien conversa acerca de la importancia del fortalecimiento de los partidos político, así como también las debilidades que tiene el sistema de partidos políticos frente a una ciudadanía que reclama más presencia, más participación y más preocupación por los temas fundamentales del país.

COMO LO DIJO:
“Ese tipo de fenómenos es muy dañino, pero también hay que tener el cuidado de no transformar la política en una inmovilidad forzosa, porque tampoco se le puede obligar alguien a permanecer en un partido”

“Yo creo que uno de los grande desafíos que tenemos en América Latina es convertir realmente los temas de la ética, de la institucionalidad partidaria, del profesionalismo y la seriedad con que se lleva la política en temas electorales”

“La JCE lo ha entendido muy bien, han sido excelentes atenciones para cada uno de los procesos electorales que han tenido, por lo menos en los cinco años”

“No es lo mismo una alianza en un sistema presidencial como el que impera en América Latina, que una alianza en un sistema parlamentario”

“Mientras que en los países nuestros ha tendido a verse las alianzas más como algo negativo”

“está bien que si se va a hacer una alianza sea muy abierta, sea con discusión muy clara de cuales son las dificultades y justamente con un proyecto común en donde pueda aportarse desde las demás perspectivas”

LECTURA:
Orlando Jorge Mera (OJM)
Joseph Thompson (JT)
República Dominicana (RD)

INTRODUCCION:
Bienvenidos a Líderes. Las elecciones de mayo del 2006, en las cuales los dominicanos vamos a elegir nuestra representación en el Congreso Nacional y los Ayuntamientos ya ha comenzado a despertar el interés de la comunidad internacional, en ese sentido, en la semana que acaba de transcurrir estuvo en la República Dominicana el señor Joseph Thompson quien es Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL, quien estuvo a propósito de una invitación que le hizo la Fundación Frederic Ebert y el Centro para la Gobernabilidad del Instituto Tecnológico de Santo Domingo. El señor Thompson vino a la República Dominicana a dictar una conferencia sobre el tema de la ética, los partidos políticos y la política, con él tuve la oportunidad de conversar sobre los avances que ha tenido el proceso democrático en América Latina, así como también las debilidades y fortalezas del sistema de partidos políticos en nuestro continente. El Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL, forma parte del Instituto Interamericano de Derechos Humanos, fue creado en el año 1983 y debemos recordar que para esa época América del Sur y América Central tenían la presencia fuerte de dictaduras militares y de la necesidad de que un instituto pudiera rescatar el derecho democrático de elegir a nuestros gobernantes, de ahí es que se conformó lo que es CAPEL, vale decir el Centro de Asesoría y Promoción Electoral. Desde entonces CAPEL ha venido desarrollando una extraordinaria labor y ya hoy en el año 2006 los desafíos que tienen América del Sur, América Central y el Caribe obviamente son totalmente diferentes a los que existían en el año 1983. Hoy día el desafío más importante es el de celebrar elecciones transparentes, el respeto de la soberanía popular y claro está, el de fortalecer el sistema de los partidos políticos con Código de conducta, Código de ética transparentes, más cercanos a los ciudadanos y de ahí es que hemos entendido oportuno dedicar el programa de hoy a tratar con el señor Joseph Thompson la importancia del fortalecimiento de los partidos político, así como también las debilidades que tiene el sistema de partidos políticos frente a una ciudadanía que reclama más presencia, más participación, más preocupación por los temas fundamentales de la democracia, como es satisfacer los niveles de pobreza, satisfacer los niveles de que pueda existir más educación, más salud para todos los ciudadanos. De ahí es que la presencia del señor Thompson en la República Dominicana nos viene a fortalecer la necesidad del compromiso que tenemos todos los dominicanos e celebrar unas elecciones libres y el respeto de la soberanía popular. Les invito entonces en el próximo segmento a compartir con nosotros la entrevista que le haré al señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL.

LA ENTREVISTA:
OJM.- Me es muy grato tener en el programa de hoy la presencia del señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL, quien ha venido a la República Dominicana a propósito de una invitación que le extendiera la Fundación Frederic Ebert en el Centro de Gobernabilidad de INTEC, para dictar una conferencia sobre su tema de especialidad que es la participación electoral, los partidos políticos, a propósito de que ya en nuestro país estamos inmersos en la campaña electoral con las elecciones del 16 de mayo del 2006. Joseph, muchas gracias por corresponder con nuestra invitación.

JT.- Un placer estar por acá, como siempre es un gusto estar por República Dominicana.

OJM.- A propósito de su visita por R. D. me gustaría saber su opinión respecto a cómo evalúa la situación de los partidos políticos en América Latina actualmente.

JT.- Justamente nuestro Centro de Asesoría Electoral y Promoción Electoral, que ha venido trabajando por más de veintidós años en los temas de la promoción de las elecciones, la promoción de la democracia, incluso partiendo del avance de que la democracia es una condición esencial para la vigencia de los derechos humanos. CAPEL es un programa especializado del Instituto Interamericano de Derechos Humanos, y ahora es común decir que la democracia y los derechos humanos van de la mano, pero en 1985 cuando se funda CAPEL mucha gente creyó que no había mucho futuro para las cuestiones electorales, en un instituto de derechos humanos la gente veía más los temas de desapariciones, temas de torturas, ejecuciones extrajudiciales como los temas de derechos humanos y no necesariamente se veía mucho futuro en las elecciones. Lo cierto es que CAPEL ha tenido mucho trabajo en estos más de veinte años y en realidad hemos podido contribuir bien a la ola de la democratizadora que se ha venido dando en América Latina. Ahora una de las preocupaciones y necesidades de CAPEL es qué hacemos en materia de partidos políticos, porque efectivamente la mayoría de las encuestas, los sondeos de opinión ponen a los partidos políticos en el sótano de la credibilidad en la mayoría de los países latinoamericanos, y esa es una tendencia que no se ha podido revertir, los partidos, a pesar de que han hecho esfuerzos considerables por aumentar su credibilidad entre la ciudadanía, lo cierto del caso es que todavía son vistos como algo de lo menos confiable para la gente.

OJM.- Crees tú que en América Latina podemos decir que se ha venido institucionalizando cada cuatro años, cada cinco o cada seis años. Las naciones celebran elecciones, se respetan los resultados emanados de la voluntad popular, es decir que tenemos una democracia en la que se respetan los derechos electorales, quizás el gran desafío de América Latina sería entonces la cuestión de que el ciudadano se siente insatisfecho con las propias ventajas que le ofrece la democracia, lo cual coloca entonces a los partidos políticos en una necesidad de estar más cerca de los ciudadanos. ¿Qué opinión tiene sobre eso?

JT.- Algo hay de eso, algo hay de eso. Yo creo que la democracia en América Latina ha avanzado muchísimo en el campo formal, y realmente América Latina como que le da lecciones al mundo en algunos temas electorales. No se cuantos lo conocen aquí en República Dominicana, pero el mismo hecho de tener organismos especializados en hacer elecciones, organismos electorales autónomos como la Junta Central Electoral aquí en República Dominicana o tantos tribunales electorales en América Latina, es una particularidad de esta región, de esta parte del mundo y eso ha significado una autonomía muy especial de esta disciplina, hacer que el derecho electoral se reconozca como diferente, que existan asociaciones de organismos electorales, que exista una suerte de cooperación internacional entre colegas, eso es bien importante. Pero eso ha sucedido en el terreno formal, hay déficit de los sistemas de gobierno en América Latina fuertes en lo que tiene que ver con lo material, la gente esperaba que con la reinstalación de la democracia viniera también una mejor oportunidad económica y lo cierto del caso la mayor parte de nuestros gobiernos no han cumplido con las expectativas que la gente tenía en materia económica y no parecen tener una perspectiva de futuro suficientemente convincente para que la gente se sienta satisfecha y ahí entran los partidos políticos. La gente en general cuando se le entrevista y se le pregunta por qué está perdiendo la fe en los partidos políticos, dice que fundamentalmente son maquinarias electorales que aparecen pocos meses antes de las elecciones y desaparecen, sean que estén en el gobierno o en la oposición, y que no tienen proyectos a largo plazo. Yo sé que aquí en la R. D. ha habido intentos fuertes de los partidos grandes por hacer un repensar en sus programas y sus plataformas, y de hecho ya han instalado proyectos a más largo plazo, con centros de estudios y actividades que permitan profundizar el pensamiento político, eso es importante, pero tampoco parece bastar porque en América Latina igual con todos estos esfuerzos por rediseñar, reconstruir los partidos políticos, repensarlos de una manera distinta, la gente aún así se mantiene un poco alejada de los partidos políticos.

OJM.- Entonces dónde estribarían los principales desafíos que tienen los partidos políticos frente a esta realidad del siglo XXI, un siglo que se caracteriza por la globalización, un siglo en el que vemos que hay diversos contrastes, extrema pobreza por un lado, pero por otro lado mucha riqueza en unos pocos países. ¿Cuáles serían esos desafíos de los partidos políticos?

JT.- Ya uno de los grandes temas es juntamente Qué es un partido político en el siglo XXI y Quién es un político y cómo debe comportarse. Empecemos por devolverle a la política un sitio importante en la vida de nuestros pueblos y empecemos también a concederle un valor especial a la política y en hacer política, pero en la mayoría de nuestros países cuando se le pregunta a los niños que quisieran ser ya casi nadie menciona que quisiera ser cuando grande presidente o político, la mayoría lo que quieren ser ahora son deportistas o artistas, eso dice mucho de cual es el peso relativo de la política en nuestras sociedades, si esa misma encuesta se hubiera hecho hace veinte años la mitad hubiera querido ser político, diputado, presidentes; la política era valorada. Hace unos cinco o seis años el Banco Interamericano de Desarrollo, para sorpresa de mucha gente, porque para muchos una estrategia de desarrollo era algo fundamentalmente económico y no tenía que ver con la política, publicó un libro que se llama precisamente La Política Importa, y se demostraba en el libro como la política es un ingrediente esencial de una buena sociedad en proceso de desarrollo y que justamente atribuirle a la política un sitio preponderante, es una forma de recuperar también lo público, parte del problema es que cuando uno aleja de la política inmediatamente empiezan a surgir nada más las iniciativas individuales y más bien egoístas y empieza a perderse el espacio de comunidad que la política significa, y no es fácil para el partido romper ese esquema, ni empezar ha hacer un proyecto que supera tantas contradicciones. Yo creo que los partidos latinoamericanos lo han entendido y creo que están haciendo esfuerzos en ese sentido, pero también han sido muy golpeados por algunos hechos, los escándalos de corrupción en América Latina han golpeado muchísimo a la política, la gente dice: si no nos han dado económicamente lo que esperábamos y además cuando están en el poder, cuando están en la posición se benefician indebidamente de los fondos públicos o de los fondos privados que vienen para obras públicas, qué podemos esperar de esta gente. Yo estoy francamente convencido de que la mayoría de los políticos son honrados, y sin embargo la gente si usted le pregunta va a decir inmediatamente ¡político: corrupción! ¡Por algo se mete en política! ¡Porque anda buscando dinero!

OJM.- Ciertamente es así, pero pienso, igual que como tú señalas, que los partidos políticos tienen precisamente ese desafío de estar más cerca de los ciudadanos, de recuperar sus niveles de credibilidad y por eso en el caso particular de la R. D. los partidos políticos han tenido un proceso de renovación que deberá implementarse en la medida en que el tiempo vaya pasando, pero ciertamente existe el compromiso de la clase política de hacer una conducta diferente a lo que tradicionalmente hemos estado acostumbrados. Con el señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral, vamos a seguir conversando en el próximo segmento.

PAUSA

OJM.- Estamos conversando con el señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL. Uno de los desafíos que tienen los partidos políticos, precisamente para recuperar sus niveles de confiabilidad ante el electorado, es precisamente el apego a las normas éticas, sobre todo cumplimiento de sus normas internas. Qué opinión tiene sobre el papel que juega la ética en la política y la aplicación de las normativas internas, como por ejemplo los códigos de conducta o códigos de ética para que podamos tener rendición de cuentas, apego a la institucionalidad, implementar el uso de las tecnologías para poder tener mayores niveles de transparencia.

JT.- Definitivamente es una de las cosas que los ciudadanos están pidiendo y es una de las cosas que los partidos comprenden que es uno de sus déficit en este momento en la realidad política de América Latina y lo que pasa es que también es uno de los terrenos en donde tienen menos transparencia, parece mentira, para promover transparencia no sólo se necesita buena voluntad y una clara decisión política, se necesitan también ciertas destrezas, ciertos manejos tecnológicos, cierta disposición profesional que no siempre los partidos políticos tienen. Si uno piensa en un partido que se arma fundamentalmente en los meses anteriores a las elecciones, donde su principal meta es conseguir los fondos para poder librar bien una campaña política, y luego no tiene una vida permanente que le asegure recursos financieros suficientes como para atender todas sus actividades, comprende uno que inmediatamente la cuestión de los recursos es una cuestión de emergencia en la campaña y deja de serlo en el resto del tiempo. Eso es justamente uno de los temas que hay que cambiar, pero la gente en todas partes cuando les preguntas por qué están indispuestos con la política, la primera razón es, no la incompetencia, no los problemas en el terreno económico, no los problemas en el terreno político, sino justamente los problemas éticos, y yo justamente vengo de un país que ha visto a algunos expresidentes de la república terminar en la prisión…

OJM.-…Costa Rica.

JT.-…Costa Rica y eso a sido un golpe muy fuerte para el electorado y prácticamente significó, yo no diría la desaparición, pero si la reducción del partido que estaba en el Gobierno todavía, y que pasó de tener la mayor ración parlamentaria a quedar ahora con cinco Congresistas nada más en el próximo parlamento…

OJM.-…impresionante eso.

JT.-…impresionante, el castigo de la gente fue impresionante para este partido.

OJM.- A propósito de partidos políticos y de la aplicación del Código de Conducta, uno de los problemas que estamos viviendo aquí en la R. D. actualmente, es el llamado transfugismo, es decir miembros de un partido que por conveniencias electorales dejan las filas de ese partido y van a otra organización, ya sea sobre la base de una serie de propuestas que le hacen los partidos opuestos. El transfugismo a nuestro juicio es un hecho que ocasiona mucho daño a la institucionalidad de los partidos políticos, ya hay países que han legislado en torno al mismo. ¿Qué opinión, como Director Ejecutivo de CAPEL, tiene sobre la disidencia del transfugismo y la necesidad de una regulación en torno al mismo?

JT.- Bueno, vamos a ver. Aquí de nuevo yo siempre le advierto a la gente que es muy importante las experiencias que se han desarrollado, es muy buen aprender de las experiencias en otros lugares, pero hay que tener mucho cuidado con las recetas, yo no creo en las recetas y trabajando en un centro que funciona en toda América Latina nosotros promovemos el intercambio, pero no llegamos a ningún lugar con una receta en particular. Fíjense que en materia de transfugismo efectivamente el tema de alguien que sencillamente aprovecha su condición de dirigente para pasarse de un partido a otro mirando a ver quien le da el puesto o por lo menos la candidatura que quiere, es un problema, hace aparecer cada vez más los intereses a corto plazo y aumenta la sensación de la gente de que esto es una aventura electoral y nada más, es tan grave o más grave cuando sucede cuando ya está electo y con esos movimientos fuertes parlamentarios, electos por un partido y que terminan apoyando y prácticamente comportándose como parte de la bancada de otro partido. Ese tipo de fenómenos es muy dañino, pero también hay que tener el cuidado de no transformar la política en una inmovilidad forzosa, porque tampoco se le puede obligar alguien a permanecer en un partido con el cual no comulga ya, en el cual no cree o en el cual se siente marginado, hay que encontrar un punto de equilibrio y yo no creo que los terrenos de la legislación sean los únicos. También parte del problema es que el ciudadano no castiga las malas prácticas y parece mentira estas quejas de la ciudadanía que aparecen en las encuestas o en los estudios de opinión no se trasladan a lo electoral, un político acusado fuertemente de corrupción, muy cuestionado en ese sentido, igual llega y obtiene una alta votación en las próximas elecciones, un trasfuga que debe ser castigado por los electores, si es que consideran que ese tipo de actitud no se debería dar, pero igualmente votan por él y más bien lo fortalecen en su posición. Yo creo que uno de los grande desafíos que tenemos en América Latina es convertir realmente los temas de la ética, de la institucionalidad partidaria, del profesionalismo y la seriedad con que se lleva la política en temas electorales y que de alguna manera se premian o se castigan en las urnas estos comportamientos, pero claro es un tema muy preocupante y no existe todavía una receta, creo que todos vamos a tener que ir cometiendo errores y avanzando sin embargo, ver si por medio de ciertas legislaciones, el castigo de la gente, una cierta credibilidad a la propia clase política, hay ciertas reglas de juego, ciertas cosas que no se deben hacer, entonces esta conjunción de factores puede ayudar a que este tipo de fenómenos se vaya reduciendo.

OJM.- En el caso particular de CAPEL que ha tenido en el transcurso de los últimos años de su creación una relación con la Junta Central Electoral, ¿para las elecciones del mayo del 2006 estará CAPEL presente en su capacidad de observadora de las elecciones?

JT.- Esperamos que si, tenemos una tradición de venir aquí a R. D., en muchas oportunidades este ha sido un país muy acogedor para el observador internacional, y no lo digo desde el punto de vista del hermoso país que realmente es, sino del sentido de que la Junta Central Electoral muy atinadamente le ha asignado siempre a la observación internacional. El observador internacional es alguien que viene a compartir conocimientos, experiencias acerca de que funcionó y que no funcionó en su propio país, a llevarse experiencias de lo que se ponga en práctica acá en dominicana y fundamentalmente a generar un lenguaje común en donde pueda seguirse avanzando en estos temas electorales y de la democracia, la Junta Central Electoral lo ha entendido muy bien, han sido excelentes atenciones para cada uno de los procesos electorales que han tenido, por lo menos en los cinco años que y llevo en la dirección de CAPEL y tradicionalmente en el pasado también y también han participado muy activamente en procesos electorales en el resto de América Latina y este tipo de colaboración recíproca hace que valla fortaleciendo más la comunidad electoral. Ese es el tipo de observación que hacemos justamente nosotros, una observación más técnica, más institucionalizada, más con los organismos electorales y menos con la emisión de un informe general político sobre cómo fueron las, los nuestros son informes más bien técnicos, con miras a dejar algunas recomendaciones para el futuro, y algunas cosas cambian, ustedes, por lo menos en los últimos años, han tenido cambios notables en el sistema electoral…

OJM.-…el voto preferencial…

JT.-…el voto preferencial, ustedes acabaron finalmente con que haya institución del Colegio Cerrado, tan criticado por los colegas, porque nosotros entendíamos, con un gran respeto por los dominicanos, que obedecían una tradición, pero que ya se había quedado en el pasado…

OJM.-…fue superado ya…

JT.-…y que era necesario superarlo, ustedes hicieron unos cambios y algunas veces se hacen cambios, y parece mentira, los resultados son los contrario de lo que uno esperaba, entonces hay que repensar las recetas más adecuadas y volverlo a intentar.

OJM.- Con tu permiso Joseph, antes de irnos a la pausa vamos a escuchar algunas opiniones que tienen distinguidos ciudadanos del país respecto a la siguiente inquietud. ¿Cuáles son los cambios que deben hacer los partidos políticos para cambiar la percepción negativa que tienen los ciudadanos?

VTR OPINION DE LOS PUBLICOS

P1.- “Deben referirse fundamentalmente al tema de la institucionalidad, hay que general partidos políticos que realmente respeten su propia institucionalidad, que tengan reglas claras, que sean capaces de rendir cuentas sobre los fondos públicos que manejan”

P2.- “Yo lo que creo que hay que cambiar el modelo político y de negocio del país, y que los partidos o participan en ese consenso o van a sucumbir junto con el modelo político y de negocio”

P3.- “La credibilidad depende de que se cumpla lo que se ofrece”

P4.- “Tenemos que llegar y allanar la confianza del pueblo dominicano y hacerle siempre ver que nosotros tenemos una moral alta. Hasta que no llegue ese momento de que el pueblo dominicano entienda que el político que se proclama es para resolver los problemas sociales de la comunidad, hasta ese momento la incredulidad de la gente va seguir permaneciendo en este pueblo”

P5.- “En la medida de que los partidos presenten hombres probos, y mujeres también porque hay que incluir las mujeres, en esa medida entonces el pueblo va a cambiar su percepción”

P6.- “Yo creo que el sistema de partidos políticos tiene que fortalecerse más en R. D., creando en el electorado la confianza necesaria para que ese sistema de partidos se fortalezca y sea más confiable”

DE REGRESO AL SET
OJM.- Estamos conversando con el señor Joseph Thompson, Director Ejecutivo del Centro de Asesoría y Promoción Electoral CAPEL, quien nos visita en R. D. Joseph, una de las cuestiones que estoy seguro habrás visto en tu última visita al país ha sido la novedad de que se están conformando coaliciones o alianzas para estas elecciones de medio término, las elecciones del Congreso y de los Municipios. En el pasado se habían hecho alianzas, en algunos casos para las elecciones presidenciales, que son mucho más fáciles y en elecciones del Congreso y del ayuntamiento se habían hecho alianzas, pero con muy poca participación para los partidos aliados. En esta oportunidad se están produciendo alianzas bastante complejas y a todos los niveles. A parte de esto no sólo está el tema de la participación de las elecciones, está todo sobre la base de un proyecto de nación, de un acuerdo programático para utilizar la mayoría de la fuerza que resulte de las elecciones en pos de implementar un proyecto de nación. En tu experiencia como Director Ejecutivo de CAPEL, que me imagino que habrás estudiado otros países en los cuales existen alianzas, está el caso de Chile, existen otros países como por ejemplo Perú, Argentina, que también han producido algún tipo de alianza o coalición de esta naturaleza. ¿Qué opinión tienen sobre esta novedad que los dominicanos estamos asistiendo por vez primera?

JT.- Aquí hay un tema que tiene que ver con los sistemas electorales, parece mentira. No es lo mismo una alianza en un sistema presidencial como el que impera en América Latina, que una alianza en un sistema parlamentario, porque en un sistema parlamentario es prácticamente inevitable tener alianzas, sino no es posible tener una gobernabilidad mínima y ni siquiera se puede elegir el primer ministro o jefe de gobierno. Mientras que en los países nuestros ha tendido a verse las alianzas más como algo negativo,
si se alían dos partidos es porque algo están confabulando entre ellos y posiblemente en contra de la ciudadanía, pero lo cierto del caso es que las alianzas, que son mucho más infrecuentes en los sistemas presidencialistas, pero significan un esfuerzo tremendo de los partidos por encontrar puntos de coincidencia, mientras esto no signifique desnaturalizar a cada uno de los partidos, sino encontrar justamente un espacio común, las alianzas son positivas. Ahora ¿cuánto han durado las alianzas en América Latina? En algunos países mucho tiempo, Chile. En Chile estas alianzas, tanto la oposición, como quien ha estado en la concertación que ha estado en el Gobierno durante todo un retorno a la democracia, también está condicionado por el sistema electoral. Chile tiene un sistema electoral binominal, único en el mundo, donde la primera representación se lo lleva la primera mayoría y la segunda la segunda mayoría, y la primera mayoría tiene que duplicar a la segunda para que se pueda llevar los dos representantes, eso trae como resultado la conformación lógica de dos bloques, y que no importa que los dos bloques sean un poco distantes en la proporciones, por eso ha funcionado en Chile, a pesar de que en esta última elección ya hubo ciertas elecciones tanto en segunda ofertación como dentro de la alianza para Chile. Pero bueno las fricciones son parte natural de la convivencia que significan las coaliciones o las alianzas, les deseo suerte acá en R. D., me parece importante que lo intenten, creo que es útil, es bueno además visualizar una alianza, no como ha sucedido en otros países donde la gente habla de pactos, de acuerdos oscuros que se hicieron a espaldas de la gente, está bien que si se va a hacer una alianza sea muy abierta, sea con discusión muy clara de cuales son las dificultades y justamente con un proyecto común en donde pueda aportarse desde las demás perspectivas.

OJM.- Como le había comentado anteriormente, los partidos políticos mayoritarios del país el año pasado tuvieron un proceso de renovación de su dirigencia. ¿En el caso de América Latina los procesos de renovación de los partidos políticos son frecuentes o toman cierto tiempo o más bien las renovaciones vienen después de crisis?

JT.- Democracia interna de los partidos políticos, ese es uno de los grandes temas y es uno de los temas a los que CAPEL le ha prestado especial atención. Cómo hacer para que los partidos se renueven, para que tengamos otras caras dentro de los partidos políticos, para que haya otra sangre que llegue a los partidos políticos y que nutra otro tipo de pensamiento, evidentemente la democracia interna dentro de los partidos políticos es muy importante, ahora el problema con la democracia interna, de nuevo, es si uno la aplica como una receta irrestricta, y a qué me refiero, en algunos países los intentos pro democratizar a los partidos políticos lo que han hecho es un enorme daño a su unidad, porque si no se trabaja bien el intento por fortalecer la democracia interna, lo que sucede es que mi adversario no va a ser el del partido de enfrente, sino el de mi propio partido, y con él es con el que se producen las mayores desavenencias, con él se producen los conflictos, y por eso los partidos si no practican una democracia interna sana, pueden dividirse o fraccionarse como resultado de estos procesos electorales, aun así nosotros seguimos convencidos de que es importante promover la democracia interna, pero no promoverla inocentemente, hay que promoverla, hay que llevarla adelante, pero hay que tener también ciertas salvaguardas anteriores, pactos entre los precandidatos, acuerdos mínimos de partido, también el sentido de que el ganador no puede llevárselo todo, siempre debe de haber una cuota, una participación para los perdedores, de tal manera que el ser perdedor no convierta a alguien en un paria dentro de su propio partido. Ese tipo de medidas son muy importantes para luego no terminar con varios partidos en lugar de uno y que el partido le de honor a su origen.

OJM.- No puedo dejar de preguntarle, porque aparte de que usted es el Director Ejecutivo de CAPEL, es ciudadano de Costa Rica, si nos puede poner al día entorno al proceso electoral que ha vivido Costa Rica.

JT.- Todas las encuestas señalaban una diferencia bastante clara a favor de uno de los candidatos, y al final lo que estamos hablando es de diferencias de medio punto, eso justamente es lo que ha atrasado muchísimo el conteo, el Tribunal Supremo Electoral de ella debió pasar de lo que era el conteo preliminar enviado por fax, o por telegrama, o por correo electrónico, departe de las juntas, debió pasar un recuento manual que según nuestra legislación, un poco anticuada en eso tienen que hacerlo los propios magistrados, por lo cual la capacidad que ellos tienen para procesar mesas electorales es relativamente bajas, aun así han estado a un ritmo de 600 mesas por día, pero parece que vamos a terminar con una diferencia que no va a superar los diez votos por mesa electoral entre el primero y el segundo lugar.

OJM.- ¿Implicara esto que posteriormente se reforme el sistema electoral costarricense?

JT.- Yo no creo, lo que si creo, y me ha llamado la atención que algunas gentes que decidió abstenerse allá, ahora están muy arrepentidos, porque se dieron cuenta de que es cierto aquello de que cada voto cuenta, y que podría ser que el que quedo en segundo lugar hubiera ganado si esta gente hubiera llegado a votar, porque el que quedo en primer lugar hubiera tenido una diferencia más solidad, pero la gente por lo menos esta sintiendo que haber ido a votar realmente pudo hacer una diferencia.

OJM.- Señor Thompson, yo quería agradecerle su presencia en nuestro programa, sus comentarios, pues, ayudan al público televidente a entender un poco más que hace CAPEL en toda América Latina, y de manera muy particular, que los vamos a tener presente en las próximas elecciones de mayo del 2006, que ha tenido siempre una colaboración muy estrecha con la Junta Central Electoral, así es que quiero darle las gracias por esta oportunidad que nos ha brindado, y ojalá que en un futuro cercano podamos pues volver compartir en torno al estado de los partidos políticos y a los procesos electorales en América Latina.

JT.- Encantado, porque sobre todo pienso que vamos a tener muchos procesos electorales en este año, y vamos a seguirlos teniendo, pero yo creo que además vamos a seguir teniendo partidos políticos con problemas, pero vamos a seguir teniendo partidos políticos.

OJM.- Muchas gracias.

Comentarios cerrados.