Un envio del blog

¿Más Estado o más familia?

Enviado en 02 mayo, 2006 Para 3:00 pm Escrito por en Artículos de opinión

La raíz principal de la sociedad es la familia. A pesar de las influencias y los cambios generados por los nuevos tiempos, existe mucha conciencia sobre la enorme importancia que tiene la familia para el buen funcionamiento de las sociedades modernas y como eje fundamental para la articulación de políticas públicas.

La globalización, la apertura económica, el aumento de la criminalidad, entre otros factores, generan cada vez un mayor grado de incertidumbre en el seno de la sociedad. El retorno a los valores familiares ‚ y a la defensa del núcleo familia ‚ constituye un fenómeno universal que se hace cada vez más palpable en toda sociedad del mundo moderno. Inclusive, ideologías antagónicas del pasado abogan hoy por políticas a favor de la familia. No es casual que en este discurso coincidan desde los conservadores norteamericanos (con su retórica a favor de los ‚family values‚ y el retorno al tradicionalismo) hasta los socialistas franceses, en el que una de sus principales exponentes, Segolene Royale, se ha convertido en una defensora a ultranza de los valores familiares. La sociedad dominicana no escapa de este fenómeno: A pesar de las diferencias políticas, y aún en medio de las dificultades económicas que viven la mayoría de los dominicanos, se exige respeto por los valores familiares.

No obstante, se hace necesario que la clase política avance en la formulación de políticas claras y coherentes sobre la familia. Es mucho lo que se ha hablado sobre la necesidad de mayores redes de protección social, de un Estado que cuide a los hijos mientras las madres salen a trabajar, de educación preescolar para todos a edades cada vez más tempranas. Ahora que estamos en la recta final de las elecciones congresionales y municipales, es prudente preguntarnos: ¿qué queremos realmente? ¿dónde va a estar la esencia de la protección social? ¿en el Estado o en las familias?

James Heckman, Premio Nobel de Economía, especialista mundial en temas laborales y de capital humano, establece en sus investigaciones recientes que la formación de destrezas en los niños, lo que después será decisivo en su paso por la educación formal, dependen esencialmente de las familias. Señala que las políticas públicas para generar destrezas no son lo mismo que las políticas educacionales, que la educación preescolar es solo una parte de esto, y que, en definitiva, los resultado de los colegios van a depender mucho de los niños que reciben, y en esto es clave la calidad de vida familiar que ese niño ha tenido.

En otras palabras, podemos estar muy preocupados de que el Estado gaste más en educación, pero si no ponemos el foco de atención en las familias, la inversión estatal no tendría mayores resultados. Por lo tanto, la protección social y la formación de las destrezas en los niños la hacen mejor que nadie las propias familias, y es en ellas que hay que centrar las políticas públicas.

Hay que invertir en las familias. Hay que promover ideas innovadoras que contribuyan a la estabilidad familar. Gran parte del debate sobre la sociedad que queremos y la República Dominicana del futuro pasa por estos temas. ¿Más estado o más familia?… Discutámoslo a fondo, pero desde ya propongo más familia.

El autor es Secretario General del PRD.

respuesta