Un envio del blog

Porque el gobierno anda mal

Enviado en 27 marzo, 2007 Para 3:00 pm Escrito por en Artículos de opinión

Definitivamente, el presidente Leonel Fernández y el gobierno del Partido de la Liberación Dominicana están pasando por su peor momento en lo que va de la presente administración, sin esperanza de que produzcan rectificaciones importantes. El gobierno anda mal.

Desde mi perspectiva, no hay voluntad política expresa para cambiar el estilo del gobierno, ni tampoco para establecer una agenda o un orden de prioridades, excepto aquellas prioridades que, nunca han estado en el presupuesto general de la Nación, pero que reciben enormes y cuantiosas sumas en detrimento de importantes áreas como educación y salud.

El gobierno carece de narrativa o, si se prefiere una expresión más modesta, de agenda. Los gobiernos cuando son ilustrados poseen narrativa. Cuando son técnicos tienen un orden de prioridades. En cualquier caso, cuentan con un guión que ordena las percepciones y que, cuando se da a conocer, confiere un sentido a la acción colectiva.

Hasta ahora no se sabía de gobiernos sin agenda. Por eso, si el gobierno quiere mejorar debe, ante todo, gobernarse a sí mismo y contar con algo que impida que la subjetividad, o el día a día, como frecuentemente ocurre, lo desborde: una guía, una narrativa, una pista… una agenda. El gobierno necesita un discurso que evite el nihilismo conceptual que hasta ahora padece.

La segunda explicación está relacionada con el personal. Veamos, por solo citar un solo caso, lo que sucede ahora con las zonas francas que están pasando por una situación que no ha recibido la atención debida del gobierno. Como recuerdan, a mediados del año pasado, el presidente Fernández nombró al entonces Secretario de Estado de la Presidencia, Danilo Medina, para encabezar la Comisión que haría la evaluación y recomendaciones del sector de zonas francas. Se celebró un importante seminario en Santiago.

Ahora, producto de la campaña interna del PLD, es que conocemos que hace varios meses atrás, antes del agravamiento de la crisis en el sector que provocó despedidos masivos, que el señor Medina recomendó que se apropiaran la suma de 75 millones de dólares para financiar las zonas francas. Se hizo caso omiso a esta recomendación, y me pregunto, ¿hasta dónde va a llegar la indiferencia oficial ante los problemas nacionales?

Por eso el Gobierno no acierta ni con las políticas públicas, ni con la política, excepto concentrarse en las actividades internas del PLD. En tanto, la educación pública no provee un sistema educativo adecuado para los niños dominicanos, los hospitales públicos son una calamidad, el nivel de desempleo creciendo, el clima de inseguridad ciudadana agobiando a todos, entre otros temas, y no vemos una voluntad política contundente para enfrentar estos serios problemas.

Hay que preocuparse. Porque un gobierno o hace políticas públicas, o hace política con calidad o, si es bueno, hace ambas. Lo que no puede ocurrir es que no haga ninguna de las dos.

El autor es Secretario General del PRD.

respuesta