Un envio del blog

Con las mismas tareas

Enviado en 18 agosto, 2007 Para 3:00 pm Escrito por en Artículos de opinión

Para el próximo martes 21 de agosto está fijado el inicio del año escolar 2007-2008. Según las cifras, un total de 2.5 millones de estudiantes asistirán tanto a las escuelas públicas como a las privadas.
En medio de todos los problemas que diariamente tienen que enfrentar y superar las familias dominicanas, la presión que le coloca la entrada del año escolar al presupuesto familiar es innegable. Compra de útiles, uniformes, zapatos, y libros, más los correspondientes alimentos, constituye la prioridad de los padres y de las madres del país.

La pregunta obligada es si el gobierno ha cumplido con sus tareas para estar preparado ante esta fecha importante para los niños y las niñas.

La Secretaria de Estado de Educación ha afirmado que el Gobierno está listo. Según anunció, se regalará gratuitamente a muchas familias pobres, la cantidad de 14 millones de libros, 180,000 mochilas y uniformes, y 60,000 bolsos para los profesores.

Al margen de la bondad que tiene el anuncio anterior y que esperamos sea una realidad para que contrarreste la situación en que los estudiantes dominicanos encontrarán las condiciones físicas de sus escuelas. Con falta de pupitres, las aulas deterioradas y la ausencia de condiciones que concedan un ambiente adecuado para recibir educación con calidad.

Los mismos titulares de periódicos de los últimos tres años estarán presentes en el inicio del año escolar.

El gobierno dice que está listo para el inicio de las clases, pero los problemas son los mismos, sin soluciones a la vista. La razón de esto es muy clara: no hay voluntad política en el gobierno para producir una solución a largo plazo en materia de educación.

Las autoridades de Educación creen que con amenazas a los colegios privados que no inicien el año escolar en la fecha programada, se resuelve el problema.

El problema del sistema educativo no es sólo la fecha de inicio, se extiende a las tareas pendientes.

El gobierno tampoco ha cumplido con la Ley General de Educación, que dispone que debe invertirse el 4% del PIB, que serían 36,000 millones de pesos por año. El año pasado se invirtió el 1.9%, para un total de 9,000 millones. Sólo en el Metro de Santo Domingo, el gobierno ha invertido 854 millones que debieron ser invertidos en educación.

Hay una agenda pendiente en materia de educación. Hagamos un pacto por la educación con calidad para los próximos 20 años, sin banderías políticas, un pacto incluyente, con la participación de todos los sectores. Por el presente y el futuro de los niños y las niñas dominicanos.

respuesta