Un envio del blog

¿Por qué votar por el PRD?

Enviado en 10 mayo, 2008 Para 3:00 pm Escrito por en Artículos de opinión

El artículo de la semana pasada titulado “La tercera, la vencida” motivó que algunos lectores me escribieran expresando sus comentarios e inquietudes. Uno de ellos, un dominicano residente en New York, me preguntó sobre cómo garantizar que el PRD, en caso de ganar las elecciones, gobierne de una forma distinta a como lo ha hecho en el pasado. En esta entrega de esta semana, la última antes del 16 de mayo, la aprovecharé para responder con algunas reflexiones sobre esta inquietud.

El PRD es el partido de mayor tradición democrática en el país, con 68 años de historia. Es una organización que ha tenido, como toda entidad integrada por seres humanos, períodos altos y bajos, luces y sombras. Es el partido político que más ha contribuido con los valores democráticos del país, tal como se comprueba con las reformas más profundas que se han hecho en la vida institucional reflejadas en los distintos poderes del Estado, sobre todo a partir de la reforma constitucional de 1994. Todas las transformaciones institucionales que se han hecho en la República Dominicana tienen el sello del PRD.

A parte de las luces que hemos tenido en la democracia dominicana, el PRD ha tenido también sus sombras. En ese sentido, el mejor acto de honestidad que puede tener una persona es cuando reconoce y rectifica sus errores, a través de un proceso autocrítico y de transformación. Es justamente lo que hizo y ha hecho el PRD, a partir del 2004.

Estamos orgullosos de nuestros aportes a la democracia, promoviendo los ideales y los valores legados por el Dr. José Francisco Peña Gómez, pero también iniciamos el período de transición y de renovación, fundamentado en el reconocimiento de los valores democráticos, basados en la igualdad, la solidaridad, la justicia social y la libertad. La consulta de las bases en el 2004, la convención interna en el 2005, y la elección de nuestro Candidato Presidencial en el 2007 marcan el inicio de la transición hacia el nuevo compromiso asumido por el PRD.

Este nuevo compromiso se fundamenta esencialmente en el fortalecimiento de la institucionalidad y la legalidad en el país, en el estado de derecho como espacio esencial para la convivencia social. Este nuevo compromiso se adiciona a la necesidad de cambiar totalmente la política social centrada en la gente, a través de la inversión adecuada y justa en educación, alimentación, vivienda, empleos y seguridad ciudadana.

Es un nuevo compromiso con la producción nacional, con el campo, con los productores nacionales de forma tal que nuestros productos sean competitivos en los mercados nacionales e internacionales. El subsidio, más que ir al consumo, debe ir a la producción nacional, como sucede en otros países, y más ahora, en esta época de dificultades con los precios internacionales de los alimentos y del barril del petróleo.

El compromiso que simboliza el PRD es un nuevo pacto social con los profesionales, los jóvenes y las mujeres, con una visión ética del ejercicio de las políticas públicas, con transparencia y eficiencia. Quienes voten el 16 de mayo por el PRD lo harán por la organización política, que ha aprendido de las lecciones del pasado, y que iniciará las transformaciones necesarias en el Estado para el bien común del país.

respuesta