Un envio del blog

Los industriales

Enviado en 21 abril, 2012 Para 11:02 am Escrito por en Artículos de opinión

El pasado miércoles tuve la oportunidad de participar en la sesión final del Segundo Congreso de la Industria Dominicana, en el que se presentaron 33 propuestas tendentes a generar más empleos y más exportaciones. De igual manera, los candidatos presidenciales suscribieron el compromiso de impulsar estas recomendaciones.

A la campaña le hacía falta un encuentro de esta magnitud, en donde se hiciera una pausa al proselitismo, y abriera un espacio para una discusión de trascendencia. El mensaje del sector industrial es contundente: hay que resolver con urgencia el serio problema estructural de la economía dominicana.

Lo anterior se une al hecho de que el crecimiento del Producto Interno Bruto no ha estado vinculado al crecimiento de las exportaciones. El dato fue aportado por la presidenta de la AIRD, Ligia Bonetti: “Mientras que en el año 2000 las exportaciones representaban el 24% del PIB, para el 2011 esta relación se había contraído a un 15%.”

Impresionante fue también escuchar el dato de que solo la cartera crediticia de los bancos ha beneficiado al 6% del sector manufacturero nacional, lo que confirma que la mayoría de los financiamientos se han destinado al consumo, y no así a levantar los sectores claves de la economía. Esto ha significado, entre otros aspectos, el sector industrial haya perdido 100,000 empleos formales en los últimos diez años.

Está claro que el modelo debe cambiar luego del 20 de mayo. Me alegró que las propuestas de los industriales coincidan con las del programa de gobierno de Hipólito Mejía y del PRD, que también plantea generación de riqueza y de empleo a través de la inversión en innovación y desarrollo.

Felicito a los organizadores del Segundo Congreso de la Industria Dominicana, y confío en que la clase política asume su responsabilidad.

Comentarios cerrados.