Un envio del blog

Yvelisse y Milagros

Enviado en 28 septiembre, 2013 Para 8:44 am Escrito por en Artículos de opinión

Yvelisse Prats Ramírez de Pérez y Milagros Ortiz Bosch simbolizan los valores democráticos del PRD. La historia del PRD no pudiera escribirse sin mencionar sus nombres, pues desde que Ángel Miolán, Nicolás Silfa y Ramón Castillo pisaron territorio dominicano en 1961, sus nombres figuran, entre las primeras, en haberse inscrito, junto con el líder de siempre, José Francisco Peña Gómez.

Más de cincuenta años de militancia ininterrumpida dentro del PRD es un record excepcional. Medio siglo de lucha a favor de la democracia dominicana y a favor de las conquistas que hoy puede exhibir el partido blanco. En esas luchas, Yvelisse y Milagros han demostrado superar las duras pruebas que significó como mujeres romper los paradigmas para alcanzar posiciones de avanzada. Fue así como Yvelisse llegó a ser la primera mujer presidenta del PRD, y fue así como Milagros llegó a ser la primera mujer vicepresidenta de la República.

Ambas son educadoras, y fueron, para nuestro orgullo, ministras de educación en los dos últimos gobiernos del PRD, y sus huellas están impresas en las principales reformas del sector educativo nacional. Su paso por el poder fue transparente como el cristal. Su honestidad e integridad en las funciones públicas les da la calidad moral para señalar y corregir las inconductas exhibidas por quienes se han enriquecido de la administración pública.

Son perredeístas de pura cepa. Discípulas de José Francisco Peña Gómez. Nunca las he visto haciendo campaña en contra del PRD, aún cuando hubiesen saboreado el amargo de la derrota democrática. Al contrario, su hoja de vida a favor de la democracia interna partidaria es el mejor ejemplo de ello. Si hoy día el PRD puede exhibir la conquista del voto universal en las primarias internas se debe a la reforma estatutaria de 2004, en la que Yvelisse y Milagros jugaron roles estelares.

Me siento orgulloso de militar junto a Yvelisse y Milagros en el PRD. Ellas han sido, son y serán protagonistas en la formación política inculcando el socialismo democrático, fomentando la transparencia y la modernización a través de las nuevas tecnologías. Y lo más importante, con su ejemplo, tenacidad y perseverancia, contribuyen a levantar al PRD de su actual crisis, para fortalecer la democracia, que reclama el contrapeso del principal partido político del país.

Yvelisse y Milagros, mis respetos y admiración, ayer, hoy y siempre.

Comentarios cerrados.