Un envio del blog

Más de lo mismo

Enviado en 26 febrero, 2015 Para 11:34 am Escrito por en Artículos de opinión

Este viernes, Día de la Independencia Nacional, el presidente Danilo Medina rinde cuentas al país, y será su penúltimo discurso en el año previo a las elecciones generales que marcarán el futuro inmediato de la República Dominicana.

Este Gobierno ha sido en pocas palabras, distinto en la forma, pero lo mismo en el fondo. Los resultados están a la vista. Al completar 10 años en el poder, el sencillo ejercicio de revisar qué problema básico ha sido resuelto termina por desnudar el modelo que han querido imponer: mucho para ellos, poco para el resto. Se trata de un camino que nos llevará al fracaso si no cambiamos el rumbo.

Aunque ha sido importante el esfuerzo de esta gestión en el plano educativo, tampoco se trata de una razón para felicitarlos. Se han limitado a cumplir la ley, que es la de destinar el 4% del PIB a la educación preuniversitaria, cuya deficiencia en la infraestructura se ha ido solucionando, pero al mismo tiempo, enfrenta el gigantesco desafío de llenar esas nuevas aulas de profesores preparados y bien pagados, maestros en cuyos hombros descansa la formación y el futuro de nuestros jóvenes.

El servicio de salud pública es insostenible; el desempleo se mantiene en niveles que doblan el promedio de América Latina; la inseguridad no solo es percepción, también realidad; el costo de la vida aumenta y los impuestos a la clase media se comen el presupuesto familiar, en un gobierno que puede exhibir muy poco en la lucha contra la corrupción y la impunidad. En definitiva, el cambio prometido ha sido una ilusión, y el fracaso del PLD una realidad, gobierne quien gobierne.

A partir de ahora debemos trabajar porque en 2016 derrotemos al PLD, pero más importante aún, debemos trabajar para darle al país un balón de oxígeno, creando más y mejores empleos, distribuyendo las riquezas, poniendo en marcha planes de seguridad y prevención, y dándole a los más necesitados la oportunidad para su desarrollo humano con equidad e inclusión. Con una nueva visión, y practicando el legado de Peña Gómez de “Primero la gente”, sacaremos adelante al país. Lo lograremos.

Comentarios cerrados.